Mejor momento para realizar Cardio

Este tema siempre ha creado mucha polémica respecto cual es el mejor momento para realizar ejercicios aeróbicos con el objetivo de quemar la máxima cantidad de grasa, realizarlo por la mañana en ayudas o realizarlo después del entrenamiento. Algunas personas dicen que realizarlo una vez te acabas de levantar de la cama es el mejor momento por que aumenta la cantidad de grasa utilizada, y otras personas dicen que es el peor momento por que quema músculo. ¿Quién de ellos tiene razón?
 

Ventajas de realizar ejercicios aeróbicos por la mañana

1 – Realizar cardio por la mañana puede aumentar la cantidad de ácidos grasos libres (FFA) que se utilizaran como energía, aunque esto no se debe a que estemos realizando ejercicios aeróbicos con los depósitos de glucógeno vacíos.

Cuando dormimos la mayor parte de energía que consumimos proviene de los ácidos grasos ya que es una actividad de muy baja intensidad. Añadir que la hormona de crecimiento (GH) se libera unos 30 minutos después de entrar en la fase profunda del sueño (esta hormona aumenta la movilización de los ácidos grasos).

Debido a lo anterior los depósitos de glucógeno no son afectados durante el sueño, por lo tanto pensar que los depósitos de glucógeno están vacíos cuando nos levantamos es falso.

2 – Al tener más ácidos grasos libres cuando nos despertamos, si hacemos aeróbicos gastaremos menos glucógeno por lo mencionado en el punto anterior.

3 – La realización de cardio en ayunas puede producir una movilización mayor de los ácidos grasos durante el ejercicio y elevar la sensibilidad de la insulina una vez terminados estos. Esto es verdadero cuando el ejercicio que hacemos es de intensidad baja (entorno al 50%-75% del máximo) ya que se reducen los niveles de insulina a través de los receptores adrenérgicos. Si tenemos un nivel bajo de insulina se aumenta la movilización de los ácidos grasos.

Para luchar contra la reducción en la producción de insulina mientras realizamos aeróbicos, incrementamos la sensibilidad a la insulina, sobretodo en el músculo. Como ya tenemos la sensibilidad a la insulina alta en ayunas, los ejercicios aeróbicos por la mañana aumentan el almacenamiento de glucógeno y reduce el almacenamiento de los hidratos de carbono en forma de grasa.

Teniendo la información anterior, realizar ejercicios aeróbicos en ayudas puede ayudar a incrementar la perdida de grasa durante un periodo de definición, en el caso contrario de estar en volumen nos permite aumentar la cantidad de carbohidratos ingeridos sin almacenarlos como grasa.

Hay que tener en cuenta también que realizar ejercicios aeróbicos en ayunas puede tener un efecto catabólico para la musculatura, debido a el aumento del cortisol mientras realizamos el ejercicio.
Si la intensidad del ejercicio es baja (entorno a un 65% del máximo), la utilización de glucosa y la liberación de cortisol se ve disminuida y es menos catabólica.
 

Ejercicios aeróbicos antes del entrenamiento

Puede ser que no te guste realizar cardio por las mañanas y prefieras hacerlo en el momento que vas a realizar tu entrenamiento, y esto nos lleva a formularnos otra pregunta
¿Cuándo es mejor hacerlo, antes o después del entrenamiento de pesas?

Realizar cardio antes del entrenamiento puede ser buena idea, ya que te sirve como calentamiento previo al entrenamiento de pesas, esto va a mejorar el rendimiento debido a que se eleva la temperatura del cuerpo y reduce el riesgo de lesiones. Esto puede ser muy bueno si realizamos un cardio con una duración de 5 a 10 minutos, en el caso de que quieras hacer una sesión completa de cardio, puede ser contraproducente debido al gasto de energía, ya que tendremos menos para el entrenamiento de pesas.

Por lo tanto, si quieres hacer el cardio a la vez que tu sesión de musculatura, es recomendable hacerlo al final.
 

Cardio en los días de descanso

Como última opción podemos realizar el cardio los días que no hacemos entrenamiento de pesas. Esto es lo más recomendable ya que realizar cardio a una intensidad baja no afectará en la recuperación de los músculos. En el caso de hacer cardio de alta intensidad puede pasarnos factura, ya que esto equivale a un entrenamiento de pesas y no tendremos la misma recuperación. Claro que si nuestro objetivo es perder grasa es algo necesario.

Como conclusión, si queremos tener un nivel de grasa corporal baja es necesario realizar cardio, como momentos adecuados mejor hacerlo por las mañanas en ayudas, o después del entrenamiento, aunque la realización de una u otra forma no va a tener mucho impacto en los resultados.

tambien puede gustarte

Sobre el autor: administrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *